La Controversial Evolución de los Viajes de los Ciudadanos Estadounidenses a Cuba

La controversial evolución de los viajes de los ciudadanos estadounidenses a Cuba

Para abordar el tema de la política de viajes a Cuba del gobierno de Estados Unidos, y entender sus rumbos, se impone un poco de historia, remontemonos entonces al año 1961, cuando desde que se produjo un rompimiento de las relaciones diplomáticas,entre ambas naciones, EE.UU. decidió restringir los viajes de sus nacionales a la Isla mediante controles de pasaportes y posteriormente, financieros.

Luego en 1977 el presidente Jimmy Carter levantó las restricciones de viajes de norteamericanos a Cuba, incluyendo residentes de origen cubano que deseaban visitar a sus familiares en la Isla. Y el gobierno cubano, a partir de 1979, autorizó las visitas familiares de emigrados de origen cubano, las que llegaron alcanzar la cifra de 100 mil, en los años de 1980.

Posteriormente, en el año 1970 el gobierno del presidente Richard Nixon impulsó los viajes de estadounidenses a Cuba bajo la categoría “people to people” (pueblo a pueblo), bajo el propósito de fomentar la oposición interna al gobierno cubano y promover reformas y cambio de régimen.

Pero en 1982, Cuando llega al poder, Ronald Reagan vuelven a establecerse restricciones a norteamericanos para viajar a Cuba, y en 1996, la Ley Helms-Burton, aprobada bajo la presidencia de William Clinton, fortalece el bloqueo económico, financiero y comercial a la Isla dándole un carácter extraterritorial, y prohíbe el atraque de barcos de EE.UU. en puertos cubanos.

Mientras, Clinton amplía las categorías de licencias de viaje e intenta agresivamente aumentar los contactos “people-to-people”, convirtiéndose en la más usada por viajeros legales, a excepción de los cubanoamericanos. Sin embargo, un poco después en 2003, George W. Bush elimina dicha categoría.

La llegada a la presidencia de Barack Obama, en 2008, dio lugar a un cambio sustancial en las relaciones con Cuba, implementó la ampliación de los viajes de ciudadanos estadounidenses y permitió a cubanoamericanos viajar sin restricciones para visitar familiares, de igual forma eliminó los límites sobre las remesas a familiares.

En 2016, mediante Orden Ejecutiva, Obama autoriza viajes individuales “people to people” a la vez que continuó creciendo el flujo de cubanos residentes en el exterior que viajaron a la Isla a visitar familiares, llegando a 521 mil cubanoamericanos en 2018 (621 mil de todos los países). Como resultado, el número total de viajeros de EE.UU. por vía aérea se triplicó entre 2014 y 2018.

Otro aspecto significativo en el mandato de Obama, fue la autorización de los cruceros estadounidenses a navegar a Cuba con pasajeros estadounidenses, aspecto que hasta ese momento los EE.UU. tenían prohibido a todo buque que atracara en puerto cubano. La apertura del mercado cubano llevó a las tres principales navieras estadounidenses, Carnival Cruise, Royal Caribbean y Norwegian a incluir a Cuba entre sus itinerarios y generó un significativo aumento en sus ventas.

Por último llegando al estado actual de este recorrido, desde que Donald Trump asumió la presidencia de EE.UU. en 2017, prometió revertir las políticas de Obama de acercamiento a Cuba. y ya en septiembre 2017, el Departamento de Estado redujo el 60 por ciento del personal de la embajada de EE.UU. en La Habana y de la embajada cubana en Washington en respuesta a supuestos “ataques acústicos”. En noviembre 2017, prohíben los viajes individuales “people to people” y transacciones con un conjunto de entidades cubanas.

Al tiempo que el Departamento de Estado emitió varias alerta de viajes a Cuba de nivel 3: “Reconsidere Viajar”, y nivel 2: “Tenga Extremo Cuidado”, el mismo que aplica a varios países europeos.

Todo cambió fue cambiando tal y como el mandatario había prometido, Trump fue poco a poco aplicando nuevas medidas anticubanas. El gobierno proclamó la plena implementación de la Ley Helms-Burton permitiendo en base al Título III de dicha ley, reclamaciones de propiedades nacionalizadas.

También informó que limitaría las remesas a mil dólares por persona cada tres meses. En junio 2019 el Asesor de Seguridad Nacional, John Bolton, prometió acabar con el “turismo velado” a Cuba y se eliminó la categoría de viajes educacionales “people to people” y prohibió todos los viajes en cruceros, otros viajes en barco y vuelos en aviones privados a Cuba. Además, amenazó que más sanciones están en camino.

Zulema del Prado Gonzalez

¿Necesitas ayuda?

Llama ahora y habla con nuestros expertos en el 1-305-264-3760 o déjanos un mensaje y te llamamos cuando te sea conveniente.